DIRECTORIO       SECTORES       CONTACTO    Consulte más empresas y publicaciones en nuestro nuevo Directorio:
 » Directorio » Sectores » Servicios  » Abogados - Asesoramiento Jurídico » Allántara y Blay Abogados  


 

ALCÁNTARA, BLAY & DEL COSO
Paseo de Gracia, 39
08007 BARCELONA
Tel. 93 487 60 78 - Fax 93 216 01 29
www.abdc-abogados.com

 

“Ante la ampliación de la UE, ahora se requiere un mayor asesoramiento fiscal internacional”

D. Enrique Alcántara-García Irazoqui
Socio Director de Alcántara, Blay & Del Coso y Abogado del Estado excedente

   

¿Cuál es el origen del Bufete?

El Bufete nació en 1973 fundado por Pedro y Enrique Alcántara, abogado del Estado, como un despacho que prestaba asesoramiento global en materias como Derecho Civil, Mercantil y Administrativo.

¿Cuándo se inicia la expansión del despacho?

En el momento en que por parte de nuestros clientes, sobre todo empresas, se empieza a demandar servicios complementarios en materia Laboral y Fiscal, y se evidencia la necesidad de ser un despacho multidisciplinar. Y así en el año 2001 advertido ello, se procede a dar forma a un proyecto de crecimiento mediante la fusión con otros despachos especializados en tales materias, dando lugar a su forma actual mediante la incorporación de dos nuevos socios: Jesús del Coso, reconocido abogado especialista en Derecho Laboral y Alejandro Blay, especialista en Derecho Fiscal.

¿ Cuál es la actual estructura del despacho?

En el momento presente está integrado por 14 abogados. Nosotros consideramos que ésta es una dimensión adecuada, por supuesto en fase de expansión, porque permite un contacto directo e inmediato de los distintos socios con los clientes, lo que es una de las características distintivas del Bufete.

¿ A qué sectores va dirigida la actuación del Bufete?

El Bufete en la actualidad está estructurado en cuatro grandes áreas: un área civil y procesal que cuenta con una fortísima especialización en Derecho Civil Catalán; otra área mercantil y administrativa, que permite un asesoramiento integral en cuestiones tan variadas como fusiones y adquisiciones de empresas, reestructuración de deuda, creación de grupos empresariales, asesoramiento a administraciones públicas etc; otra área fiscal dedicada al asesoramiento de grupos empresariales y familiares, y al desarrollo de planificaciones fiscales; y finalmente una área laboral donde , a través de un asesoramiento integral permanente, se asiste a las empresas en materia entre otras de litigación, de negociación colectiva y reestructuración de las mismas en situación de crisis.

¿ Qué tipo de clientes demandan sus servicios?

Esta configuración de la Organización como un Bufete pluridisciplinar es lo que nos permite acceder al asesoramiento de empresas de todas las dimensiones y a Administraciones Públicas, sin olvidarnos del asesoramiento a las personas físicas, en las distintas problemáticas que plantean.
¿ En qué tipo de operaciones relevantes ha intervenido el Bufete?
Como Ud. comprenderá durante toda su existencia el Bufete ha intervenido en multitud de asuntos de todo tipo. No obstante cabe destacar que ha intervenido en operaciones de gran relevancia en el sector empresarial como la dirección de la reestructuración de deuda de una gran compañía eléctrica por un importe de 2.000 millones de euros y de una fusión bancaria por unos pasivos totales de 18.000 millones de euros. En otro orden de asuntos, ha creado el marco jurídico que ha hecho posible la aparición de la principal universidad virtual íntegramente a distancia, que en la actualidad ya pasa de los 30.000 estudiantes. Asimismo, cabe destacar que llevamos hasta 400 litigios de carácter singular al año, de gran complejidad y ante cualquier instancia judicial.

¿Es posible que un Bufete de las dimensiones del que Ud. dirige pueda acceder al mundo de la mediana y gran empresa?

La experiencia nos dice que sí, lo que no significa que haya sido fácil. Para lograr este objetivo ha sido necesario cuidar especialmente la formación tanto humana como jurídica de los abogados que integran el Bufete. Piénsese que se les exige a todos ellos una labor de formación diaria no menor a las dos horas, además de haber pasado la criba de un exigente proceso selectivo. Además, socios del Bufete han formado parte de los Consejos de Administración de muchas de las principales grandes empresas en los sectores financieros, gas, autopistas, inversión, etc. lo que ha favorecido una mejor comprensión de la problemática en que está inmersa la mediana y gran empresa y poder instrumentar las soluciones jurídicas a sus problemas.
Piénsese además que el Bufete tiene una potente área procesal que le permite proteger los intereses de sus clientes hasta el mismo instante en que es preciso abordar todas las diferentes vías judiciales sin excepción alguna como último argumento de defensa.

¿Cómo valora la nueva Ley Concursal que afecta a las empresas?

Considero que es moderna y ha simplificado el procedimiento en uno solo. Sin embargo, existen dos grandes preocupaciones:
1- El empresario debe detectar a tiempo el momento en el que se producirá el cese del pago, lo cual le crea incertidumbre.
2- Los administradores de la empresa adquieren responsabilidades adicionales; han de tomar decisiones adecuadas, para evitar confusión de patrimonios.
Por todo ello, recibimos muchas consultas sobre cuándo es el momento oportuno de entrar en concurso.

¿Qué nuevos retos se plantea el Bufete?

La tributación es uno de los asuntos más destacables con los que se enfrenta la dirección de una empresa –incluso una familia- a diario en un mundo donde la fiscalidad es uno de los sustentos del Estado de Derecho. Por ello, su importancia hace que su estudio y valoración sea una prioridad en toda estrategia. Siendo esto así, y producto del mundo en que vivimos, del que tópicamente se dice tiende a la globalización y donde como consecuencia de la consolidación y ampliación de la Unión Europea nuevos mercados se abren con fuerza, nuestros clientes nos están requiriendo asesoramiento fiscal internacional, lo que manifiesta el dinamismo del empresariado y frente al que el despacho siempre tiene el compromiso de tener una respuesta.
Y ello nuevamente supone un nuevo y sólido proyecto de crecimiento, debiendo por este motivo el Bufete afrontar el reto de crear una nueva área de fiscalidad internacional, lo que hasta ahora estaba reservado exclusivamente a los grandes bufetes de abogados. Ello exigirá un aumento de la estructura que pretendemos controlar para mantener unas dimensiones del Bufete que nosotros consideramos son las óptimas.

¿Y no tienen planteada previamente la expansión en territorio español?

Creemos que nuestros clientes necesitan poder salir al exterior a trabajar en mercados que se están abriendo con dinamismo. Y entendemos que ésta es una prioridad frente a nuestra expansión como despacho en el mercado español. De abordar esta otra tarea, a nuestro modo de ver, la fusión con otros despachos sería una fórmula idónea.

Una vez consolidada la fase de crecimiento, ¿cuáles serán los objetivos del despacho y la estructura necesaria para su cumplimiento?.

Nuestro horizonte se encuentra en una estructura del orden de 25 abogados, donde a través de la indicada expansión en materia de fiscalidad internacional, quedarán reforzadas necesariamente el resto de las áreas, a fin de poder prestar la totalidad de los servicios que nos son demandados por nuestros clientes.

Hay una opinión muy extendida de que en todos los bufetes de abogados, especialmente los grandes, se somete a sus miembros a interminables jornadas de trabajo. ¿Qué opina Ud. de esto?

Nosotros estamos convencidos de que nuestro mayor activo son las personas que colaboran en el Bufete. Por esto no sólo cuidamos de su formación constante y de mejorar su selección, sino también de incentivarlos con jornadas de trabajo que les hagan posible conciliar perfectamente sus obligaciones profesionales con sus inquietudes personales y sus necesidades familiares. Ello, sin duda, mejora el equilibrio personal de los profesionales redundando en un mejor y eficaz servicio a nuestros clientes.

¿Qué destacaría de los profesionales que tienen?

Su vocación. Nuestra inquietud es desarrollar la abogacía con responsabilidad y servicio al objeto de poner al alcance de nuestros clientes la legislación vigente para su máximo provecho. Y esto se consigue con dedicación, formación y vocación de servicio a los clientes y a la profesión, buscando el perfeccionamiento constantemente como símbolo de un trabajo bien hecho y buscando la plena satisfacción de nuestros clientes. Es por ello que, dentro de nuestras selecciones, buscamos personas honestas capaces de asumir responsabilidades y retos, pues el asesoramiento legal es altamente exigente. Esta labor no es sencilla, y requiere de constante voluntad de mejora.

Por último, ¿cree que la justicia es lenta, como se dice habitualmente?

Hoy en día no. A excepción de casos ante el Tribunal Supremo, se ha hecho un gran esfuerzo por parte de los poderes públicos por acelerar la justicia. Igualmente, conviene examinar las distintas jurisdicciones: en la jurisdicción laboral, un caso se resuelve en 4 o 5 meses; en la jurisdicción contencioso-administrativa, a raíz de la creación de juzgados de lo contencioso administrativo hablamos de 6 meses; en justicia civil, algo más complicada, los trámites pueden durar hasta un año (mucho más ágil que en el pasado) y en la justicia penal varía mucho, desde resoluciones en 48 horas hasta algunos años.

 
 
   


Estudios de Prensa Industrial S.L. • Teléfono 93 292 40 90 • www.epiprensa.comepiprensa@epiprensa.comTodos los sectores  • Nota legal